El movimiento constante en el precio de la gasolina desde la apertura del mercado en enero pasado causó que los millennials mexicanos (nacidos entre 1977 y 1994) tomaran como segundo factor importante en la elección de un auto nuevo el consumo de combustible, sólo superado por diseño exterior, según el estudio “Índice de Satisfacción del Cliente 2018” que realizó la consultora J.D. Power.

Esta generación es cada vez más relevante dentro de la industria automotriz, pues más de 40 por ciento de las personas que compra un vehículo nuevo en el país son millennials.

En conferencia, Gerardo Gómez, director senior y country manager de J.D. Power de México, indicó que el precio de los vehículos también es importante en la selección de una marca automotriz.

“Los distribuidores que busquen atraer a segmentos de compradores más jóvenes necesitan enfocar la atención en características como consumo de combustible y diseño al tratar de venderles un auto”, explicó Gómez.

Agregó que, al igual que en Estados Unidos, las preferencias de los clientes tiende hacia las camionetas SUV, pero el constante incremento en el precio de la gasolina podría disminuir la demanda de éstos y otros vehículos más grandes.

Dentro del estudio, también destacaron que el contenido de un sitio de internet es importante en la búsqueda de un auto.

Destacan que las personas prefieren visitar las páginas de las marcas y distribuidores, y que los contenidos más útiles son las galerías de fotos, precios e información sobre modelos.

Marzo-abril 2018