Por Antonio Cambronero Ibáñez. Director de Seguridad.

El control de accesos siempre supone una materia un tanto delicada a la hora de establecer los requisitos, medios y medidas que se van a establecer en un determinado inmueble, ya que unas veces se busca no incomodar a las visitas y otras veces se desea tener un control preciso de quién accede, por qué, el tiempo que permanece dentro etc.…

Todo depende de la utilización del inmueble, no es lo mismo cuando es de que cuando se utiliza para un uso comercial, alquiler de oficinas por ejemplo, y si añadimos que algunas plantas estén ocupadas por completo por una misma empresa con unas características especificas en cuanto a su actividad y por tanto con unos requisitos concretos en materia de seguridad, difiriendo de otras que estén alojadas en otras plantas.

Edificios de oficinas pertenecientes a empresas en su totalidad o a varias empresas, ante estas circunstancias será más o menos complicado establecer las medidas para el control de accesos que deseemos aplicar, ya que al contar con varios perfiles debemos ajustarnos a todas las necesidades implicadas.

¿Por qué el control de accesos?

Un edificio corporativo, sede de una sola empresa o de varias supone un tránsito de personas diario el cual requiere ser clasificado con el fin de poderle otorgar autorización a unos determinados lugares, ya que el personal que trabaje en alguna de las empresas del edificio dispondrá de mayor movilidad que aquellas que acudan como clientes.

Para ello debemos zonificar el edificio estableciendo diferentes niveles de accesos permitidos y por otro lado estableceremos el tipo de personas permitidas en cada tipo de acceso.

Para llevar a cabo el control de accesos eficaz no solo es válido disponer de una persona en la entrada al inmueble que pueda realizar un primer filtro de seguridad, que en el caso del personal propio sería válido, pero para el caso de visitas no dispondremos de un control real de los movimientos que estas hagan por el inmueble.

Por ello no solo debemos establecer protocolos para el control de accesos sino que debemos instalar los medios necesarios para que este sea eficaz y proporcione información instantánea de todas las personas que se encuentran en el interior del edificio, así como a posteriori cuando sea necesario recuperar información en determinados casos.

Un control de accesos efectivo permite la entrada de empleados y visitantes previniendo los accesos no autorizados.

Soluciones

El área de recepción de un edificio genera un flujo importante de personas y es aquí donde para causar una primera impresión positiva se debe cuidar el diseño dando una sensación de bienvenida.

A partir de aquí y dependiendo de los niveles de seguridad establecidos para el control de accesos es donde comienza el registro y comprobación de credenciales de las personas que acceden al inmueble.

Debemos agilizar el acceso del personal del edificio y dejar una zona para aquellas personas que acudan ocasionalmente.

Dependiendo de las necesidades de seguridad también podremos controlar la paquetería, carteras, bolsos, a través de soluciones de escáner, contando para ello con personal de seguridad privada debidamente habilitado.

Para el acceso propiamente dicho debemos contar con soluciones tipo torno con apertura mediante acreditación electrónica.

A partir de la recepción debemos tener un control de los accesos para que estos concurran por las zonas autorizadas, para ello soluciones de ubicación instaladas en los medios acreditativos y un circuito de video vigilancia controlado desde el centro de control desde donde se pueden adoptar las medidas necesarias.

Dependiendo de las necesidades en materia de seguridad se pueden ubicar otro/s controles de accesos en plantas que requieran un especial registro por la actividad de la empresa o por el staff de personal que se ubique en estas.

Conclusiones

El control de accesos debe quedar integrado en el diseño del edificio, se debe tener un control efectivo del flujo de personas que pueden pasar para que no se ralentice el acceso.

Importante cumplir con la normativa aplicable en cada caso atendiendo a las regulaciones locales y estatales.

La formación del personal tanto del que vaya a realizar el control de accesos como de aquel que trabaje en el inmueble es de vital importancia por los siguientes motivos:

  • El personal que desarrolle el control debe conocer el funcionamiento de los sistemas instaladosy de los protocolos establecidos para una correcta utilización.
  • Por otro lado el personal que desarrolle su trabajo en el edifico debe conocer los sistemas, la importancia de su buen uso, de que las personas que vayan a venir de visita realicen correctamente el control de accesos. Por ello se aconseja realizar un plan de implementación.
  • Por último el personal relevante debe conocer los procedimientos de seguridad y el modo de actuar en caso de emergencia.

Mayo-junio 2018