Corporativos como Femsa, Bimbo, Walmart, Liverpool o Soriana se han vuelto blanco de malhechores, motivo por el cuál han incrementado su gasto en el rubro de la seguridad. 

De acuerdo con el Consejo Nacional de Seguridad Privada (CNSP), 2016 ha sido un año atípico por el incremento en la inseguridad, por lo que las corporaciones han registrado un aumento de 20% a 40% en el presupuesto destinado a la contratación de guardias, equipo de rastreo, capacitación y otras estrategias. En años previos el promedio destinado era entre 15% y 20%.

Estos datos son confirmados por organismos como el Frente Nacional de Seguridad (FNS), la Asociación Nacional de Empresas de rastro  y Protección Vehicular (Anerpv), el Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (IDIC).

Según Alberto Rivas, presidente del FNS, “las zonas más afectadas por la inseguridad están muy marcadas, son los estados de Guerrero, Michoacán, Estado de México, Ciudad de México, Puebla y Veracruz, por dónde pasa la mayor parte del transporte, pero otras zonas afectadas son Nuevo León y San Luis Potosí”.

Fomento Económico Mexicano (Femsa), que agrupa a subsidiarias como Oxxo, gasolineras y farmacias, ha invertido en sistemas de monitoreo para sus unidades de transporte y en capacitar al personal para enfrentar situaciones de riesgo.

Por su parte, la cadena El Puerto de Liverpool detalló en su reporte anual, enviado a la Bolsa, que la violencia en el país ha tenido efectos colaterales caracterizados por la extorsión, el cobro de cuotas a cambio de la venta de protección, robo a mano armada a comercios, secuestro y otros más.

El Consejo Nacional de Seguridad Privada (CNSP), organismo que agrupa a 73 compañías de guardias, rastreo e inteligencia, prevé que las empresas que cotizan en la Bolsa mantendrán un incremento entre 20% a 25% en sus presupuestos para seguridad en 2017.

De acuerdo con Samuel Cacho de la Teja, presidente del CNSP, este año el gasto a seguridad ha incrementado “y en general las empresas están gastando más en el robo a transporte“, indicó. Datos del organismo que preside señalan que el mercado de seguridad privada en México representa cerca del 1.7% del PIB y aproximadamente de 400 mil a 500 mil personas trabajan en la industria.

Así también, el director asociado de la firma de investigaciones Kroll, Arturo Castillo, expresa que “las grandes compañías pueden tener mayor flujo de caja y han invertido en asegurarse para mitigar los ataques, pero los niveles de inseguridad son de tal grado que ninguna sale sin afectaciones”, igualmente agregó que hay que estar atentos a las cifras y evidencia del Inegi.

Fuente: El Universal

Noviembre-diciembre 2016