Asunción, IP.- El director de la Patrulla Caminera, Luis Christ Jacobs, lamentó que muchas personas, en su mayoría conductores, aún tienen la mala costumbre de no usar el cinturón, pese a las masivas campañas para promover su utilización.

Esta infracción fue constatada durante las festividades de Navidad y Año Nuevo, ocasión en la que agentes de la Patrulla Caminera multaron a varias personas por no usar el cinturón de seguridad.

“Todavía hay muchas personas que no usan el cinturón de seguridad a pesar de que ya estamos entrando en el primer cuarto del siglo XXI no lo utilizan, y en ese sentido tuvimos varios multados”, indicó Jacobs.

Más del 10 por ciento de los conductores manejaban alcoholizados

Igualmente comentó que durante las dos semanas del operativo por Navidad y Año Nuevo, se efectuaron 6.500 controles, de los cuales 740 dieron positivo a la prueba de alcotest, es decir más del 10 por ciento manejaba en estado de ebriedad, cifra considerada como preocupante.

Asimismo se establecieron 210 multas por diversas infracciones como adelantamientos indebidos o que circulaban con exceso de velocidad en zonas debidamente señalizadas.

Respecto al operativo retorno destacó la conducta de los automovilistas que colaboraron con las tareas de la Patrulla Caminera, permitiendo un mejor desplazamiento en las rutas, que se logró además con la masiva utilización de los desvíos principalmente en la zona de la Ruta Nacional N° 1 Mcal. “Francisco Solano López”.

“Cada encuentro con un alcoholizado es una situación especial, realmente los de la Patrulla Caminera tienen mucho aguante, es decir realizan su trabajo con mucho profesionalismo en ese sentido, teniendo en cuenta que las reacciones son de diferente calibre”, expresó en declaraciones a Radio Nacional del Paraguay.

Por otro lado, el alto funcionario estatal lamentó que muchos de los que infringen las normas de tránsito no reconocen sus faltas, por el contrario se ponen nerviosos y en algunos casos hasta violentos con los agentes. “Pero nosotros derivamos los problemas graves a la fiscalía y para ello también trabajamos muy de cerca con la Policía Nacional, quienes nos acompañan en el Operativo Verano en diferentes puntos del país”, añadió.

Innovaciones tecnológicas permiten reducir coimas

Además destacó que para evitar las coimas pusieron en marcha una serie de innovaciones tecnológicas, entre los que se destaca el equipo de alcotest y los radares de velocidad que cuenta con una especie de caja negra, donde los resultados de las maquinas deben coincidir con las multas.

“Con la implementación de la tecnología vamos a ir controlando el tema, por ejemplo con la multa electrónica hoy ya no se puede negociar ya pos multa porque ahí manda el código de barras mediante el cual se hacen los pagos”, explicó.

Pidió finalmente mayor colaboración y responsabilidad a los conductores que circulen con los documentos habilitantes, con la velocidad adecuada y por sobre todo que no lo hagan en caso de ingerir bebidas alcohólicas.

Noviembre-diciembre 2018