Cupula-EmpresarialEl modelo económico de México debe pensar en la creación de empresas, generar inversiones y empleos y dejar atrás los pensamientos caudillistas que no buscan soluciones institucionales a favor de mejor nivel de vida y servicios para los mexicanos.

El Consejo Coordinador Empresarial (CCE) apuntó que la renegociación del Tratado de Libre Comercio (TLCAN) abren la oportunidad a México para replantearse qué clase de país quiere ser en el siglo XXI.

Consideró necesario que se diseñen e implementen políticas públicas que ayuden a complementar el sector externo, al incluir a las pequeñas y medianas empresas (pymes) al insertarlas en las cadenas globales de valor y llevar desarrollos a todas las regiones del país.

“Si contamos con un mercado interno dinámico, condiciones propicias para el desarrollo de las empresas y los negocios y logramos ser competitivos por nuestra cuenta, podemos potenciar los beneficios que sin duda va a continuar generando el tratado de libre comercio para la región”, aseguró la cúpula empresarial.

Consideró fundamental construir instituciones que rebasen los planes sexenales y los caudillismos, que permitan avanzar un proyecto de nación hacia el futuro.

“Los mexicanos debemos buscar un modelo que fomente la creación de empresas, atraer las inversiones y generar empleos, a fin de incorporar a la población más vulnerable al mercado laboral formal, para que cuenten con prestaciones y que tengan un futuro para poder desarrollarse”, aseveró el CCE.

La economía mexicana que ha sido estable, tiene que ser apuntalada para acelerar el crecimiento.

Ante tal situación se deben eliminar los niveles alarmantes de inseguridad, la baja calidad en los sistemas de procuración de justicia y la continua corrupción que reduce la competitividad y diluye las políticas públicas, demandó el CCE.

“Debemos iniciar un verdadero fomento al crecimiento y desarrollo económicos, no cejar, no parar. Hay que elevar la inversión en ciencia y tecnología para que México sea un actor relevante en la siguiente revolución productiva”, afirmó la cúpula empresarial.

Finalmente, indicó que las herramientas de inversión y empleo para continuar con el avance hacia la modernización del país son un compromiso que asume plenamente el sector empresarial.

Septiembre-octubre 2017